Buscar
  • ova

¿HAS TENIDO UNA INFECCIÓN URINARIA? ¡BIENVENIDA!

Para hablar de las infecciones urinarias, aunque no lo crean, es necesario hablar del inicio de OVA como proyecto y del maravilloso camino que nos ha traído hasta aquí. Este será un artículo sensible, abierto, desnudo, con algunos de sus testimonios incluidos, con nuestros testimonios también, y con muchísima información que esperamos pueda acompañarlas al momento de pasar por una.


En nuestro artículo anterior hablamos de las infecciones vaginales por bacterias u hongos, ahora es el turno de las infecciones urinarias.


LA DESINFORMACIÓN ES UN ABANDONO


Berni Cornejo es la Co-fundadora de este proyecto. Cuando pasó por su primera infección urinaria, tuvo una reflexión tan profunda y una necesidad tan grande de trascenderla, que así fue como nació OVA. Se dio cuenta de que había muchísima información médica, y dispositivos (como la copa, que aún no llegaba al Ecuador) que podían ayudarnos a cuidar nuestra vagina y vulva, a conocernos, a no adquirir infecciones, ¡y la única razón por la que no estábamos haciendo uso de ellos era porque no sabíamos! Así de simple: no éramos irresponsables, no “teníamos la culpa”, sólo no se nos había hecho accesible la información.


“Mi papá es urólogo y desde chiquita hubo siempre conversaciones abiertas sobre los temas relacionados a las infecciones urinarias y la salud reproductiva. Yo creo que mi pasión por estos temas nacen de ahí, de escuchar las experiencias de tantas pacientes de mi papá.


Cuando tuve mi primer novio, tuve mi primera infección urinaria. No podía dormir en toda la noche, tenía muchísimo dolor, tenía escalofríos, orinaba sangre, y no entendía por qué si mi papá era urólogo, no podía acompañarme como si se tratara de cualquier otro malestar. Simbólicamente algo se interponía: había empezado a tener relaciones sexuales y sobre mí recaía todo el peso, la culpa y los prejuicios de nuestra sociedad. Amo a mi papá, y ha sido un importante motivador para OVA, pero en ese momento, siento que esos tabús dificultaron que yo me acercara a él para que me recomiende algo tan básico como ‘luego de tener relaciones sexuales, debes hacer pipí’. Sólo eso me hubiese ahorrado muchas de estas infecciones en el futuro.”


Berni Cornejo - Co-fundadora de OVA


Cuando se nos habla de sexualidad, se nos “enseña” desde el miedo. Nos hablan del “castigo” que sería salir embarazada o adquirir una ETS, y evitan darnos información que nos empodere y acompañe al inicio de nuestra vida sexual. La información básica de autocuidado de repente se vuelve algo que tenemos que buscar bajo las piedras, pasar “el secreto” entre amigas y aprender cuando ya nos vemos afectadas. De allí surge el impulso de hacer de OVA un espacio de educación para socializar todo aquello que nos ayude a comprendernos y habitarnos mejor.


¿POR QUÉ SOMOS TAN PROPENSAS A LAS INFECCIONES URINARIAS?


Según el Dr. Francisco Cornejo Proaño, especialista en urología, “las infecciones urinarias son secundarias a procesos de colonización bacterianas, teóricamente, desde el tracto digestivo bajon (colón y ano). Suben hacia la vagina y luego a la uretra, y como es corta, entran a la vejiga. Ahí se puede quedar la bacteria, o bien en la uretra, provocando lo que se llama Uretritis, o bien en la vejiga, provocando lo que se llama Cistitis. Esas bacterias también pueden llegar hasta el riñón, y pueden provocar infecciones más agudas y severas, como la Pielonefritis”.


Hay otros factores que pueden influir en que adquieras una infección urinaria. Por ejemplo:


AGUANTAR LAS GANAS DE HACER PIPÍ: BOLETO DIRECTO A LAS INFECCIONES DE VÍAS URINARIAS


“Entre los 14 y 17 años más o menos, tuve mi primera infección en las vías urinarias y fue porque me aguantaba muchísimo las ganas de hacer pipí. En esa época pasaba mucho tiempo en el colegio, y no quería ir a los baños del lugar porque me daban asco, entonces sólo me aguantaba las ganas hasta llegar a mi casa reventada. Una noche simplemente no pude dormir por el ardor que sentí al orinar, y tenía estas ganas terribles de orinar pero iba al baño y no salía nada, y lo poco que salía, era con sangre. Obviamente me asusté un montón.”


Constanza Falconi - Co-fundadora de OVA


Las relaciones sexuales son otro factor de desarrollo de las infecciones urinarias, y a cada una de nosotras nos pasa de forma diferente. Lo más importante es internalizar que siempre que haya un flujo e intercambio de bacterias, por la naturaleza de nuestra propia anatomía, estamos expuestas a desarrollar una. Al terminar cada relación sexual lo mejor sería lavarnos con abundante agua y hacer pipí.


“(...) Cuando estuve más activa sexualmente, me daban infecciones urinarias después de recibir sexo oral. A largo plazo ya no me gustaba recibir sexo oral porque lo asociaba con una infección urinaria. No me habían dicho que tenía que hacer pipí después del acto sexual.”

Testimonio anónimo


“Odiaba tener sexo porque me daban infecciones. La solución milagrosa: hacer pipí después de la relación sexual.”

Testimonio anónimo


CUANDO LA BACTERIA NO SE VA Y LAS INFECCIONES SON RECURRENTES


El consumo de antibióticos (que altera y mata las bacterias protectoras de la flora vaginal), y el no tomar suficiente agua, son factores que pueden provocar que las bacterias se alojen más de la cuenta en nuestra uretra, vejiga o riñón. ¿Cómo funciona?


“Yo tenía esa bacteria súper resistente, entonces no es que sólo tenía una infección normal, sino que se me subía al riñón y orinaba sangre. Muchas veces me hospitalizaron, era súper resistente a un montón de antibióticos, entonces necesité un cultivo para saber qué antibiótico iba a matar justo a esa bacteria. ”


Testimonio anónimo


Con respecto a la toma de antibióticos, el Dr. Francisco Cornejo Proaño argumenta que existen guías médicas establecidas y recomienda el tratamiento dependiendo del tipo de infección: sintomáticas o asintomáticas, del tracto urinario bajo o alto. Las infecciones asintomáticas a veces son inadecuadamente tratadas incluso por automedicación y pueden provocar resistencia bacteriana, porque se trata de erradicar las bacterias a como dé lugar, entonces el uso de antibióticos puede a la final afectar a las bacterias vaginales normales. Al desaparecer esas bacterias vaginales, desaparece el mecanismo de defensa. Las bacterias empiezan a hacerse más resistentes y las infecciones se vuelven más recurrentes. La resistencia bacteriana actualmente constituye como un problema de salud pública”


Lo mejor será siempre tener los cuidados básicos para evitarlas, y en el caso de tenerlas, tomar en cuenta su nivel de agudeza para no permitir que la bacteria se haga más fuerte. Para finalizar, compartimos con ustedes unas recomendaciones generales de cuidado.


SUGERENCIAS PARA EVITAR LAS INFECCIONES URINARIAS

  • Vacía la vejiga. Haz pipí frecuentemente y no te aguantes las ganas (lo recomendable es orinar cada dos horas y media, aproximadamente).

  • Toma abundante agua y líquidos. En caso de que haya una infección leve, esto va a ayudarte a que la bacteria no se “pegue” y se agudicen los síntomas.

  • Evita orinar de pie. Sí, sabemos que algunos baños no son los más higiénicos, pero al hacer este movimiento se contrae la zona perineal, lo que pudiera provocarte una infección.

  • Evita el estreñimiento. También existe alteración intestinal por pereza intestinal, esto pasa cuando no vamos al baño por olvidarlo o por estar demasiado ocupadas.

  • Cuidado vaginal. Usa jabón con ph neutro y evita las alteraciones vaginales.

  • Haz pipí después de la relación sexual.

  • Cuando vayas al baño, cuida que al limpiarte, lo que tocó el ano no roce con tu vulva.

  • En mujeres post menopáusicas usar estrógenos para mejorar la lubricación vaginal.

  • Por último, cambiarte a la copa menstrual también puede ayudarte a evitarlas. En caso de que vayas al baño, te será más fácil limpiar sin que se mezclen todos los fluidos, y así habrá menos posibilidades de que las bacterias del ano se trasladen a la uretra. Además, nuestras copitas son de TPE, un material que no es absorbente, por lo tanto, evitará que se formen colonias bacterianas que puedan ocasionarte algún tipo de infección en la zona vaginal.


REMEDIOS NATURALES EN CASO DE CISTITIS


Con toda la responsabilidad, compartimos estos remedios que han servido a amigas, lectoras, y que hemos sacado del libro Manual Introductorio para una Ginecología Natural, de la investigadora y partera chilena Pabla Pérez San Martín. Hacemos énfasis en que no deben suplantar a los tratamientos o recomendaciones del médico/a de cabecera.


  • Hidratación abundante agua

  • Aramanosar es un suplemento alimentario que puedes encontrar en cualquier farmacia.

  • Consumir arándanos, puede ser en jugo o deshidratados

  • En Ecuador, en cualquier mercado encontrarás hierbas que te pueden ayudar, es importante seguir las indicaciones de la hierbera.

  • Evitar café, carne roja, harinas blancas, azúcar refinado, alcohol, cigarrillo y alimentos que acidifican el cuerpo.

  • Llevar una dieta más alcalina: consumir frutas, verduras y frutos secos


Por último, aunque no nos sentimos con la autoridad de ahondar sobre las repercusiones emocionales en las infecciones urinarias, sí hubo muchos testimonios de chicas que alegan que cuando algo les pasa: preocupación, estrés, rabia o inseguridades, se les desarrolla un malestar de Cistitis. ¿Te ha pasado? ¡Queremos leerte! Puedes dejarnos saber en los comentarios.


Si has llegado hasta aquí, ¡gracias! Estuvo largo este artículo pero esperamos que haya sido de utilidad para ti, para una amiga, familiar o alguien a quien conozcas y que puedas ayudar compartiendo esta información. Recuerda que vamos juntas, derribando tabús y mitos sobre nuestros cuerpos, nuestro ciclo y sexualidad, y que tú también puedes proponernos los temas que te gustaría leer en este espacio.


Abrazos,

Equipo de Ova.


Para este artículo entrevistamos al Dr. Francisco Cornejo Proaño, papá de Berni, especialista en urología y quien durante muchos años fue el jefe de la Unidad de Urología del Hospital Metropolitano de Quito. También recogimos testimonios en nuestras redes sociales y consultamos el libro “Manual Introductorio para una Ginecología Natural” de la investigadora, socióloga y partera chilena Pabla Pérez San Martín.






54 vistas

Contáctanos

ova.ecuador@gmail.com

+593 99 790 9358

+593 99 792 4104

Quito, Ecuador

  • Facebook - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

esta página fue hecha con mucho cariño por tus amigas de ova ecuador

© 2020